Allison Stokke (27 años) atleta estadounidense que cada año viene ganando mayor popularidad en las redes sociales, por su cuerpo bien trabajo físicamente, lo que le dio una fama que la deportista nunca quiso tener.

La fama que no quiere – Todo empezó en el año 2007 cuando un periodista hizo algunas capturas del trabajo de Allison en California. Estas imágenes fueron publicada en un blog deportivo y un poco tiempo estas fotografías se viralizaron en las redes. Allison se sintió desdichada por ganar un fama que nunca quiso tener.

Modelo deportiva – Ante la fama que tuvo, marcas deportivas le hicieron millonarias propuestas para que ella posara con las prendas.

Juegos Olímpicos – Allison Stokke se ha mantenido peleando contra la fama que nunca quiso, por lo que nunca dejó el deporte que tanto ama, salto de pértiga. Por este motivo formará parte de la delegación de Estados Unidos en Río 2016.

Fuente: Deportivo.com