Hallan en China una gran muralla de hace unos 5000 años y 1,5 kilómetros, junto al cual también hay un foso y diversas casas que remiten a una ciudad neolítica.

Un equipo de arqueólogos ha descubierto recientemente en China los restos de un antiguo muro y un foso de hace alrededor de 5200 años. Tras un primer examen de los hallazgos, creen que los restos pertenecen a varias fases culturales de la historia del gigante asiático, que oscilan entre los 3900 y 5200 años de antigüedad.

Los hallazgos se encuentran en un enclave conocido como Fenghuangzui, sito en la ciudad de Xiangyang, donde se encuentra una ciudad neolítica en un área que mide aproximadamente 140 000 metros cuadrados. Los arqueólogos, en aras de concretar su campo de estudio, comenzaron en agosto de 2020 a indagar en un espacio de algo más de 450 metros cuadrados con la suerte de hallar estos restos arqueológicos en buen estado.

“El descubrimiento nos dio una idea básica sobre el surgimiento y la desaparición de la ciudad antigua”, ha comentado Shan Siwei, uno de los principales arqueólogos del equipo de excavación, a medios locales.

Además, han emergido en la zona algunas casas, fosas, acequias para conducir el agua, tumbas, féretros y arcillas.

“Según el estilo de la construcción y los elementos desenterrados, creemos que el sitio solía ser un centro regional en el pasado y también debió cumplir importantes funciones militares”, agregó Shan.

Fuente: Hispantv.com