El paquete normativo anunciado anoche por el primer mandatario de Ecuador, Rafael Corrrea, será remitido hoy a la Asamblea Nacional para su trámite. El anuncio lo hizo el mismo presidente desde el Salón Amarillo de la Casa de Gobierno, acompañado de los titulares de las cinco funciones del Estado.

Allí justificó que estas acciones permitirán “canalizar de mejor manera la solidaridad y la acción colectiva para enfrentar la grave situación, no del Gobierno, sino de la sociedad”.Cinco medidas económicas para enfrentar la emergencia nacional por el terremoto del sábado pasado es el plan que prevé ejecutar el gobierno.El Impuesto al Valor Agregado (IVA) ascendería del 12% al 14% por un año; habría una contribución por una sola vez, del 3% adicional sobre utilidades; otra contribución por una sola vez del 0,9% sobre personas naturales con patrimonio mayor a $ 1 millón. Además, quienes perciban más de $ 1.000 mensuales contribuirán un día de su sueldo por un mes; quienes ganen $ 2.000, un día durante dos meses, hasta llegar a quienes ganen más de $ 5.000, que contribuirán un día de salario durante cinco meses.

A esto se suma que el país pondrá en venta “algunos activos, fruto de la inversión de todos estos años para superar estos momentos difíciles”, indicó.

El frente económico y productivo implementará otras medidas para la reactivación económica de la zona afectada por el sismo, informó el ministro coordinador de la Producción, Vinicio Alvarado.

Entre estas están el diferimiento del pago del impuesto a la renta (IR) para septiembre, mayor acceso a créditos para capital de trabajo, reestructuración de deudas e incluso eliminación del impuesto a los consumos especiales (ICE) a las cocinas de gas.

En declaraciones a Radio Pública, Alvarado detalló la mañana del miércoles ciertas ideas​ que han analizado como una herramienta financiera para que los grandes proveedores entreguen productos a las tiendas en condiciones flexibles de crédito a 30, 60 o 90 días.

Indicó que se podrían refinanciar deudas tanto en la banca pública como privada, incluyendo las tarjetas de crédito. Aseguró que BanEcuador (antes Banco Nacional de Fomento) tomará medidas en beneficio de los deudores de Manabí.

Alvarado dijo que se estudiaba declarar a los sectores afectados como zona deprimida, para exonerarlos del anticipo al impuesto a la renta y la doble deducibilidad de impuestos en la creación de empleos.

Además, informó que se ha considerado que toda donación que realice la empresa privada sea deducible del IR.

Fuente: Diario El Universo.