Medios colombianos informan que este jueves la Corte Constitucional aprobó el matrimonio entre parejas del mismo sexo, tras meses de debates.
Hasta ahora, las parejas del mismo sexo podían vincularse a través de una figura legal llamada ‘Unión solemne’, pero a partir de hoy los jueces y notarios no incurrirán en error cuando catalogan las uniones entre parejas del mismo sexo como matrimonio, bajo los mismos parámetros de las parejas heterosexuales.
La decisión de la Corte Constitucional de Colombia suma otro logro para la comunidad GLBTI local, que en noviembre del 2015 logró que la misma Corte fallara en favor de la adopción por parte de parejas del mismo sexo, siempre que uno de los dos sea la madre o el padre biológico.
Fuente : El Universo