La actitud sospechosa de cuatro sujetos que iban al interior de un taxi de color amarillo, de placa OAA-4001, hiciera que elementos de la Policía Nacional los detuviera para realizar una inspección de rutina.

Sin embargo, los individuos, al observar la presencia de la fuerza pública, el conductor del automotor aceleró la marcha para darse a la fuga con sus compinches.

Una vez, que los oficiales le dieron alcance en las calles Pedro Maridueña y 17 ava oeste, a las 21:30 del martes, uno de los agentes se percató que uno de ellos que vestía una camiseta rosada y bermuda blanca, habría procedido arrojar desde un bolso, un arma de fuego tipo pistola marca Taurus, de fabricación industrial y cinco cartuchos calibre 9 milímetros.

El hombre, quien presuntamente tenía el arma de fuego, fue identificado como Jefferson Quiñonez Mendoza, de 26 años.

En cambio, a William Quiñónez Mendoza, de 21 años; a Luis Arroyo González, de 26 años; y a Fabricio Romero Cevallos, de 28 años, portaban cinco teléfonos celulares que no pudieron justificar.

El fiscal de turno Bolívar Figueroa, avaló la detención de los sindicados para la respectiva audiencia de formulación de cargos, mientras que personal de Criminalística fijó la evidencia hallada.

Fuente:www.diariocorreo.com.ec