La película retrata la investigación de un periodista estadounidense que viaja a Ecuador para indagar el fraude cometido en el país sudamericano, y se encuentra con los daños ocasionados por la empresa en la Amazonia ecuatoriana.

La Procuraduría General del Estado Ecuador (PGE) produjo El juego sucio, filme que muestra los mecanismos utilizados por la petrolera estadounidense Chevron-Texaco para evadir responsabilidad en la contaminación provocada en la Amazonia, uno de los mayores conflictos medioambientales de la historia.

La cinta ecuatoriana que se estrenó en octubre en Ecuador y fue presentada este martes en Madrid, fue concebida por el procurador general de Ecuador, Diego García, como una «herramienta de comunicación para transmitir un litigio complejo» de una manera ágil y con fácil entendimiento».

El litigio que mantiene Ecuador con la petrolera estadounidense está presente desde hace más de 20 años y en el centro se encuentran daños ambientales y sociales que ocasionó a la Amazonia ecuatoriana la petrolera Texaco posteriormente adquirida por Chevron entre 1964 y 1990.

«Hemos trabajado en la parte técnica ante la Justicia, ahora toca explicárselo a los ciudadanos», señaló García.

El presidente de la Unión de Víctimas de Chevron-Texaco, Humberto Piahuaje, espera que en la película se observe todo lo afectado pues “después de 20 años aún hay gente que sufre de cáncer como consecuencia de la contaminación”.

Visitas de hoy: 0
Total de visitas: 624