Estados Unidos pide a El Líbano que desmantele una supuesta fábrica de misiles de precisión de Hezbolá para evitar un ataque por parte de Israel.

Se trata de un mensaje dirigido por el secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, al canciller libanés, Yebran Basil, para alertarle de los preparativos hechos por el régimen de Israel para lanzar un bombardero contra lo que llama la “segunda fábrica de misiles” del Movimiento de Resistencia Islámica de El Líbano (Hezbolá) en el sur del país árabe, según han reportado fuentes israelíes.

“El Líbano debería desmantelar de inmediato la segunda fábrica, de lo contrario Israel lo atacará y destruirá en los próximos días”, dijo Pompeo, en una postura clara en defensa de Israel de lanzar un ataque contra El Líbano.

Pompeo emitió el mensaje el miércoles un día después de que el ejército israelí alegara que había detectado una instalación en el sur libanés que presuntamente Hezbolá utiliza para fabricar y convertir misiles guiados con precisión, agregó.

Esto mientras, el secretario general de Hezbolá, Seyed Hasan Nasralá, ha rechazado que el movimiento libanés tenga una fábrica de misiles en el sur del país, y categoriza las afirmaciones de los israelíes de una mentira y un pretexto para poder atacar El Líbano.

En una ocasión en julio, Nasralá hizo notar que pese a la realidad de que Hezbolá no tiene “por el momento” fábricas para desarrollar misiles de alta precisión, aún puede hacer frente a las eventuales agresión de las fuerzas israelíes.

Asimismo, indicó que “EE.UU. no tiene derecho” a opinar sobre el derecho de Hezbolá a adquirir cualquier arma que necesita para defenderse ante enemigos.

En los últimos años, EE.UU. ha impuesto varias rondas de sanciones a Hezbolá, al que ha incluido en su lista de organizaciones terroristas, pese a su protagonismo en la lucha antiterrorista tanto en territorio libanés como en Irak y Siria.

Sin embargo, el Gobierno de Beirut apoya a ese movimiento frente a Washington y ya ha considerado a Hezbolá como el pilar de la estabilidad y la unidad del país árabe.

Las nuevas retóricas israelíes sobre la supuesta instalación de misiles de Hezbolá surgieron en medio de las tensiones agudas entre El Líbano y el régimen de Tel Aviv, las cuales se elevaron aún más tras el intercambio de fuego del 1 de septiembre entre Hezbolá e Israel.

Tras el incidente, Nasralá recomendó al régimen de Tel Aviv traer a su memoria las duras respuestas que ha recibido por parte de la Resistencia libanesa. Por su parte, el canal 12 de la televisión israelí reconoció la elevada capacidad de Hezbolá de golpear cualquier objetivo “seguro” de Israel.

Fuente: hispantv.com

Visitas de hoy: 0
Total de visitas: 10926