Con sombrillas, decenas de personas trataban de cubrirse del sol mientras esperaban fuera de una de las sucursales del Banco del Pacífico, ubicada en las calles Chile y Guayaquil, en el centro de Quito.

La mayoría de los clientes eran adultos mayores y formaban la larga fila para pagar el impuesto predial de sus viviendas. La mañana de este lunes 4 de enero del 2016 se inició el cobro de este valor; se lo puede hacer en 2 000 entidades financieras entre bancos y cooperativas.

Sin embargo Celia Sánchez, de 87 años, indicó que esta mañana tuvo problemas para cancelar en un banco privado pues no tenía el sistema enlazado con el del Municipio y por eso acudió al Pacífico.

Allí también hizo la fila durante una hora Walter Loaiza, quien viajó desde Napo, para cancelar el valor de una casa que tiene en el norte de la capital. En el Municipio también había aglomeración de personas, sobre todo de la tercera edad, quienes querían conocer el valor de su impuesto para este año.

El Concejo Metropolitano resolvió no subir ese tributo para este 2016. Como en años anteriores, los ciudadanos pueden acceder a la página web http://www.consultas.quito.gob.ec/ para consultar en línea el monto del impuesto a cancelar.

A pesar de eso los adultos preferían hacer la consulta personal y confirmar que no existan aumentos, dijeron. Buena parte de los adultos mayores no maneja Internet. Quienes llegaron hoy tenían interés de beneficiarse de los descuentos que reciben al pagar hasta el 15 de enero. Eso significa el 10% menos del valor avaluado.

La escala de descuentos termina con un 1%, en la última semana de junio, y a partir de allí se cobra un valor de recargo del 10%, por no haber cancelado en los seis primeros meses. En el interior del Municipio, en la Venezuela y Chile, se instaló un punto de pago del impuesto predial exclusivo para personas de la tercera edad, mujeres embarazadas y quienes tienen  discapacidad.

Este contenido ha sido publicado originalmente por Diario EL COMERCIO