Esmeraldas ha sido una de las provincias más afectadas con los sismos del 16 de abril y 18 de mayo, incluso los edificios públicos han sufrido daños que impiden que las actividades se desarrollen de forma normal.
Uno de ellos es donde se ubica la Prefectura; allí, decenas de empleados que cumplen diversas funciones han sido reubicados en sitios como el teatro cívico o en los consultorios médicos nuevos.
Por ello, bajo la responsabilidad de Vicente Garzón, jefe del área de Seguridad Industrial de la Prefectura de Esmeraldas, se están desarrollando talleres relacionados a la aplicación de los planes de emergencia, dirigidos a preparar a empleados, obreros y usuarios de la institución ante la posibilidad de un suceso inesperado.
Estrategias
Gary Ferrer, funcionario del Gobierno Provincial, dijo que, además del taller, se ha considerado colocar en la parte interna y externa del edificio del Salón Cívico una señalética visible en las zonas seguras dentro del edificio.
Asimismo, las rutas de evacuación rápida a las zonas aledañas, garantizando de esa manera la integridad física de quienes se encuentran cerca al edificio de la Prefectura.
Adicionalmente se está preparando el material informativo que será distribuido a los visitantes o usuarios, para que tengan vasto conocimiento de cómo y por dónde evacuar el edificio en caso de sorprenderles un evento.

Fuente: LA HORA