El fiscal general de Venezuela, Tarek William Saab, informó este martes que el Ministerio Público emitió una citación al diputado opositor Juan Guaidó como parte de la investigación sobre su supuesta participación en un plan golpista e intento de magnicidio en contra de Nicolás Maduro.

El autoproclamado «presidente encargado» deberá comparecer ante la sede de la Fiscalía el próximo jueves, a las 9 de la mañana. La citación, según explicó William Saab, ya fue recibida por el jefe de seguridad del parlamentario.

El pasado 26 de marzo, el fiscal anunció la apertura de una investigación en contra de Guaidó y el mayor general retirado del Ejército, Clíver Alcalá, quienes habrían participado en un plan de intento de golpe de Estado contra Maduro.

¿De qué se señala a Guaidó?

Alcalá, quien se encontraba en Barranquilla, declaró en una entrevista hecha por W Radio que junto a Guaidó y asesores norteamericanos planificaron la compra de armas, que serían introducidas desde Colombia a Venezuela, con la finalidad de asesinar a Maduro y realizar atentados selectivos en contra de altos funcionarios del Gobierno venezolano.

De acuerdo a William Saab, Alcalá confesó abiertamente que el intento de golpe de Estado fue planeado en Colombia con ayuda de EE.UU., y dinero del Estado venezolano.

Según sus propio testimonio, el exmilitar venezolano, quien salió el pasado viernes desde el hangar de la Agencia Antidrogas estadounidense (DEA, por sus siglas en inglés) en Colombia con destino a EE.UU., habría organizado junto al diputado opositor y a los asesores norteamericanos tres campamentos en localidades colombianas para entrenar a grupos de asalto que ingresarían a Venezuela para llevar a cabo atentados terroristas.

En este plan golpista, que ya había sido infiltrado por los cuerpos de inteligencia estatales venezolanos, participarían unas 60 personas, la mayoría militares disidentes venezolanos con órdenes de aprehensión por su presunta relación con otras acciones desestabilizadoras y con el intento de magnicidio en contra de Maduro, perpetrado el 4 de agosto de 2018.

Sin embargo, esta operación tuvo su primer revés cuando el pasado 23 de marzo autoridades colombianas incautaron en Santa Marta, en el norte de Colombia, un cargamento de armamento cotizado en 500.000 dólares, cuya compra fue gestionada por los investigados por la Justicia venezolana para llevar a cabo sus acciones.

Hasta el momento, se ha emitido una orden de aprehensión contra Alcalá por los delitos de traición, tráfico ilícito de armas de guerra, terrorismo, intento de magnicidio y asociación para delinquir.

Fuente: actualidad.rt.com