Luego de que la Comisión Nacional Anticorrupción (CNA) denunciara irregularidades sobre compras de medicinas en los hospitales Teodoro Maldonado y Los Ceibos, del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS), Paúl Granda, presidente del Consejo Directivo, anunció que pondrán en marcha un reglamento de selección de cargos de nivel jerárquico superior.

“Iniciamos un proceso de reclutamiento que nos permita identificar a los mejores profesionales para que administren nuestra red hospitalaria”, dijo el funcionario.

Recordó que la entidad solicitó, la semana pasada, la renuncia de todo el nivel jerárquico superior como parte de un llamado a la transparencia, por lo que, a partir de esta semana, se realizará una evaluación y se abrirá la convocatoria a aquellos profesionales para gerenciar hospitales. El proceso tomará entre 90 y 120 días.

El IESS tiene 713 perfiles del jerárquico superior; de estos, 167 corresponden a las casas de salud, que son evaluadas.
Selección transparente
Granda reconoció que en los anteriores procesos de selección eran “más flexibles”, por lo que el reglamento evitaría favoritismos.

Los aspirantes deberán cumplir los 25 parámetros del Reglamento, como: tener título de cuarto nivel. “Entre hoy y mañana tendremos noticias de los cambios y aceptación de renuncias”, reiteró Granda.

Germán Rodas, miembro de la CNA, apoya la incorporación de lineamientos, pero destacó que se debe actuar con prontitud.

Granda y Rodas surayaron que es importante que la ciudadanía denuncie actos de corrupción ante el Comité de Ética y Transparencia del IESS.
Nuevo modelo de gestión 
Respecto a las quejas sobre la atención y la adquisición de medicamentos, Granda dijo que el IESS no tiene un modelo de salud. “No tenemos una atención de primer nivel primario. Se atienden gripes o dolores de estómago, en hospitales. Esto se podría atender en dispensarios”, agregó. Dijo también que están trabajando en esto y que el modelo se implementaría en tres o cuatro meses.

Mauricio Espinel, director nacional de Salud, explicó que el modelo se llama Pro Salud. El primer componente tendrá un equipo responsable de la población para ‘descongestionar’ las atenciones en los centros de tercer nivel.

Con esto, se busca disminuir los tiempos para atención. Y reducir, en un 20%, los costos de medicamentos e insumos en los que, al momento, el IESS destina 500 millones de dólares. (AVV) 

Fuente: lahora.com.ec