El informe del Geofísico indica que los equipos de monitoreo contabilizaron 70 sismos volcano – tectónicos, un evento de largo periodo y se detectaron 470 toneladas de dióxido de azufre en el día. “Los expertos de sismología y monitoreo se reunirán en las próximas horas para analizar todos los resultados de los últimos días.

La actividad interna y superficial en el Cotopaxi es considerada baja”, comentó Viracucha.

El volcán Cotopaxi inició su nuevo proceso eruptivo con una explosión de vapor, gases y ceniza el 14 de agosto del 2015. La salida del material volcánica pudo ser divisada desde diferentes sectores y se produjo luego de 138 años de inactividad total.

Una columna de gas y vapor que emite el volcán Cotopaxi pudo ser divisada desde varios sectores de Pichincha, Cotopaxi y Tungurahua. La salida del material volcánico alcanzó una altura entre los 500 y 1 000 metros sobre el nivel del cráter en forma vertical este viernes 16 de septiembre del 2016. Los técnicos del Instituto Geofísico de la Escuela Politécnica Nacional explicaron que el fenómeno se debe a la posible filtración de agua en la abertura del volcán, asentado en los Andes del Ecuador. Esta mañana se divisaron claramente las fumarolas.

Fuente: El Comercio