Cinco allanamientos se efectuaron ayer en Quito: en el Municipio, la Secretaría de Salud, las oficinas de la empresa Salumed S. A. y otros dos inmuebles.

Durante la diligencia, que inició la madrugada de ayer, se levantaron más de nueve indicios, entre computadores, CPU, documentación, memorias flash, que servirán para continuar con la investigación previa abierta en este caso, según detallaron desde la Fiscalía, agregando que por el momento no hay personas detenidas.

Tras el anuncio de la Fiscalía General del Estado (FGE) sobre el allanamiento a los lugares, entre ellos las oficinas de la Secretaría de Salud del Municipio de Quito y la vivienda de su titular, César Mantilla, con el fin de encontrar indicios de un supuesto sobreprecio en la compra de pruebas PCR, Jorge Yunda, alcalde de la capital, respondió.

En rueda de prensa informó que separó a Mantilla y al equipo que participó en dicha contratación, para que puedan ejercer su derecho a una legítima defensa.

Además, aseguró que el Municipio está dispuesto a colaborar en lo que las autoridades requieran: “Personalmente he puesto una solicitud a la Fiscalía para que se inicien las investigaciones, porque quiero estar informado”.

Aval de ‘Quito Honesto’

Ante los cuestionamientos sobre el contrato de 100.000 pruebas PCR, Yunda señaló que el Municipio cuenta con todas las seguridades, entre ellas, la vigilancia de ‘Quito Honesto’, institución conformada por diferentes gremios y sociedad civil.

La entidad compartió un informe en donde dice que las contrataciones se hicieron a la mejor oferta: “El contrato cuenta con todos los habilitantes requeridos por la entidad y se suscribió por un valor de 3’374.000 dólares, valor que no incluye IVA, con la empresa Salumed S.A., sobre lo cual se verifica que hubo la presentación previa de las garantías de fiel cumplimiento del contrato, garantía de buen uso del anticipo y garantías técnicas tanto de la calidad de los equipos como de la calidad de los reactivos”.

Yunda agregó que las pruebas son las de mejor calidad en el mundo, y que cada una tiene un costo de alrededor de 25 dólares.

Pocas muestras

Pese a que el 20 de abril el Municipio anunció tener 100.000 pruebas, al momento se ha realizado no más de 600, las cuales incluso no han llegado a quienes están en primera línea, como por ejemplo a los agentes metropolitanos de tránsito, que ya suman 49 casos positivos para coronavirus y un fiscalizador fallecido, además de varios funcionarios aislados.

La investigación se enfoca en la compra de 100 mil pruebas PCR por un costo de 3 millones 700 mil dólares.El burgomaestre explicó que para que las pruebas PCR puedan realizarse, se han adquirido máquinas de extracción, de procesamiento, reactivos con cadena de frío, hisopos para tomar la prueba, y se han realizado capacitaciones al personal. Con esto, se estima que en las próximas semanas se podrán procesar 1.500 al día.

Yunda agregó que envió un oficio a la Comisión Anticorrupción para que acompañe el proceso de investigación por el presunto caso de sobreprecios. “No voy a detener el proceso porque las pruebas son la salvación para la ciudad de Quito. Se adquirieron en Corea del Sur, y hay que adquirir 100.000 más, porque esa es la única posibilidad de poder identificar quién tiene el virus”. (AVV)

Diligencias. En la madruga de ayer se ejecutaron cuatro de los cinco allanamientos en Quito.

Fuente: lahora.com.ec