La Unión Nacional de Educadores (UNE) se niega a desaparecer a pesar de haber sido disuelta el jueves por el Ministerio de Educación.

“La legalidad no hace que funcionemos, sino la legitimidad”, dijo ayer su presidenta Rosana Palacios, durante el Consejo Nacional que reunió a medio centenar de maestros en Quito. Y la estrategia para no dejar de existir será estar vigentes por la voluntad de los agremiados.

Por eso los servicios que presta la UNE seguirán, sus locales se abrirán a los maestros para consultas jurídicas, de jubilaciones y otras, informó Palacios.

La maestra aseguró que antes que se concrete la disolución en la sede administrativa todavía les falta agotar recursos. Uno de ellos será solicitar una aclaratoria de la resolución que declaró disuelto el gremio creado en 1950.

Según la resolución, la UNE no cumplió su propio estatuto. También se acusó al gremio de incumplir el reglamento para el funcionamiento del Sistema Unificado de Información de las Organizaciones Sociales.

Pero Ramiro García, presidente del Colegio de Abogados de Pichincha, no comparte la posición de la cartera de Estado. Él consideró que en el auto de disolución no se establecen las causas o supuestos incumplimientos por los que se inicia el proceso.

Una posición jurídica del Colegio fue requerida por los docentes. Después de analizar los antecedentes que concluyeron en la disolución, los abogados precisaron que la disposición de Fernando Yánez, subsecretario de Educación del Distrito Metropolitano, no se encuentra suficientemente motivada.

Eso, para los abogados, contraría la Constitución, las leyes y restringe el derecho a la defensa. Dicen además que no se establece la acción u omisión que se imputa a la persona jurídica. Y con ese criterio coincide Palacios para quien lo actuado es político.

Y una respuesta política es la que darán al Gobierno con la participación de los maestros en la protesta del jueves 25 de agosto, afirmó Lenin Hurtado, precandidato presidencial de Unidad Popular. Reiteró que los maestros no están solos y que recibirán respaldo. El jueves se movilizarán en sus provincias a las 16:00.

Wilmer Santacruz, de la Red de Maestros (afín al Gobierno) señaló que ese es un problema de la UNE. Anunció que la Red estará preparando el inicio de clases previsto el 5 de septiembre.

Fuente: Diario Expreso