Quito –
“Extenderé la mano” al candidato a la Presidencia de la oposición, Guillermo Lasso, de CREO”, anticipó el mandatario electo, Lenín Moreno, al anunciar que “respeta” el pedido de reconteo de los votos de la segunda vuelta.

En medio del pedido de Lasso y su movimiento CREO para que el Consejo Nacional Electoral (CNE) vuelva a escrutar los votos de la jornada del 2 de abril, Moreno asumió este jueves compromisos presidenciales con el cuerpo diplomático acreditado en el Ecuador.

El encuentro se dio en el hotel Quito, por una hora, con cerca de 60 delegados, varios embajadores, cónsules y directivos de organizaciones no gubernamentales extranjeras, con quienes se comprometió a “aliviar y refrescar las relaciones”.

Al responder la felicitación de la embajadora de Venezuela en Ecuador, Carol Delgado, Moreno le aclaró que hay una impugnación al proceso.

“…Y quiero manifestarle que respeto esa impugnación y fui partidario de que nuestro movimiento (Alianza PAIS) manifieste que se adhiere a ese reclamo para garantizar la transparencia del proceso electoral. Y entiendo que el CNE procederá inmediatamente”, dijo Moreno.

Enfatizó que de “verificarse el triunfo electoral sin ninguna mácula (engaño), seguiré ejerciendo estas funciones previas a mi función de presidente, caso contrario, extenderé la mano al candidato, le felicitaré y le desearé éxito”.

Minutos antes, aseguró que el CNE es una institución “fortalecida” y que lo “había declarado presidente”, con una diferencia de 230.000 votos más que Guillermo Lasso, lo “que garantiza la continuidad de nuestro proceso”.

Ante los diplomáticos se describió como un hombre de “consensos, de acuerdos mínimos”, al que le “gusta escuchar, oír”, y que la “diversidad hace maravilloso al mundo”.

La cita diplomática la organizó María Fernanda Espinosa, vocera del equipo de campaña, y quien formaría parte del gabinete de Moreno. Ella fue canciller del régimen saliente.

El político se comprometió a mantener conversaciones continuas con la embajada del Reino Unido sobre la situación del hacker australiano Julian Assange, asilado en la sede de la misión de Ecuador en ese país, en el sentido de que el extranjero “no tiene ningún derecho para intervenir en la política ecuatoriana”.

A Todd Chapman, embajador de Estados Unidos en Quito, le aseguró que las relaciones bilaterales serán “exitosas”.

El Departamento de Estado de ese país el jueves lo “felicitó por su victoria”, pero sentaron “sus preocupaciones del proceso electoral y esperamos que sean plenamente estudiadas y resueltas de manera transparente y legal”, cita el despacho.

Países
Entre los embajadores que lo felicitaron y se comprometieron a estrechar las relaciones bilaterales están Brasil, China, Argentina, Chile, Haití, Turquía, Italia, México. También la embajadora de la Unión Europea, Marianee van Steen. (I)

Tomado de: El Universo