«No hubo fraude, hubo golpe de Estado», dijo el candidato en una entrevista este domingo.

El candidato presidencial por el Movimiento al Socialismo – Instrumento Político por la Soberanía de los Pueblos (MAS-IPSP), Luis Arce afirmó que en las pasadas elecciones de 2019, no hubo fraude electoral como dijo la derecha, sino un golpe de Estado con el cual se derrocó al gobierno del mandatario Evo Morales.

La afirmación de Arce llegó tras una pregunta capciosa realizada por el presentador del programa de televisión «Uno Decide», sobre si, como ha sido la narrativa de la derecha boliviana apoyada por la OEA, hubo fraude.

Ante la confusión que intentó generar el conductor, la respuesta del candidato del MAS fue categórica: «En las pasadas elecciones no hubo fraude, sino golpe de Estado. Eso creo que ha quedado claro», dijo.

Para apoyar su afirmación, Arce hizo referencia a las movilizaciones que se produjeron después de las elecciones en apoyo a Morales que fueron reprimidas por el Gobierno de facto.

Explicó que incluso la Organización de Estados Americanos (OEA) junto a su secretario general Luis Almagro patrocinó el golpe de Estado en Bolivia luego de haber hecho público un informe preliminar que avaló la denuncia del candidato derechista, Carlos Mesa, sin ninguna prueba.

En adición, el candidato del MAS argumentó que tanto instituciones como organismos internacionales han presentado evidencias de que la OEA patrocinó el golpe: «Eso está claro, hay evidencia, inclusive hay acusaciones muy serias que ha habido en el congreso norteamericano, acusaciones contra la OEA, los informes que posteriormente salen de la propia OEA esclarecen estos hechos», destacó.

Unas horas después de que se realizaron las elecciones generales en octubre del año pasado, cuyo conteo rápido otorgaba la victoria en primera vuelta al MAS, el que fuera candidato presidencial de Comunidad Ciudadana, Carlos Mesa acusó a este partido de que había gestado una gran fraude electoral y llamó a la gente a salir a las calles, tal acusación nunca fue probada de manera fehaciente.

 Fuente: Diariocorreo.com.ec