El presidente argentino, Mauricio Macri, ejercerá mayor presión sobre el Gobierno venezolano para que el presidente Nicolás Maduro salga de la ecuación aceptando la revocatoria.
Ese fue el resultado del encuentro mantenido ayer en Buenos Aires entre el mandatario argentino y el dirigente opositor venezolano Henrique Capriles, quien lleva adelante una gira sudamericana para presuntamente denunciar la actual situación de su país, pero, en realidad, recabar apoyo para un golpe de Estado contra Maduro.
Mari le prometió a Capriles invocar la Carta Democrática del Mercosur (Mercado Común del Sur) para apartar a Caracas del bloque regional en caso de que Maduro ponga trabas al proceso de revocatoria a su mandato.
Hemos pedido a Maduro la instancia del llamado al diálogo desde la OEA. Pero si no hay respuestas será desde el Mercosur desde donde vamos a exigir un paso más, que es la invocación de la Carta Democrática del bloque”, revela un allegado al presidente argentino Mauricio Macri.
No se dieron detalles sobre la fecha concreta en que se llevaría el tema a Mercosur, pero fuentes consultadas por el diario argentino La Nación admitieron que Macri abordó el caso en las últimas horas con sus pares de Uruguay, Paraguay y Brasil.

Fuente:

Visitas de hoy: 0
Total de visitas: 11335