De 2.418 buses de 47 cooperativas de transporte de Guayaquil, 935 unidades (el 38,7%) contarían con los requerimientos que la Autoridad de Tránsito Municipal (ATM) exige para incrementar cinco centavos de dólar al costo del pasaje.

La entidad anunció, el 22 de mayo, las diez mejoras que deben implementar los transportistas en dos meses, hasta el 31 de julio, para acceder al censo que se convocará del 1 al 15 de agosto. Se revisará el cumplimiento para obtener el Registro Único de la Autoridad de Tránsito (RUAT). Quienes incumplan no podrán circular.

Ante esta disposición, los transportistas están contra reloj. Preocupados. El plazo es considerado corto y las mejoras, costosas. Intentarán cumplirlas, afirmaron dirigentes, aunque algunos lo ven difícil por no contar con los recursos para hacer las adecuaciones.

De los 2.200 buses que tienen las 42 cooperativas afiliadas a la Federación de Transportistas Urbanos de Guayaquil (Fetug), el 40% (880) ya cumplen con las obligaciones, reguladas por la norma INEN 2 205: 2010, señaló el gerente César Carranza.

Ese 40% también se refleja en su cooperativa, la Gran Colombia, que tiene 129 unidades, en cinco líneas. De esas, 50 están listas y el restante empezarán a adecuarlas desde esta semana. Sostuvo que espera cumplir con el plazo, al igual que los socios del gremio.

Para ello ha mantenido reuniones con siete talleres de carrocería para que les hagan descuentos por el volumen. Las mejoras van de $ 300, la instalación de sistema de bloqueo, hasta $ 5.000, por la colocación de la segunda puerta, las salidas y escotillas de emergencia, entre otros detalles que más necesitan las unidades antiguas, de los años 98 y 99.

En el caso de la cooperativa Estrella de Octubre, de las 83 unidades solo diez cumplen con los requisitos. Más de la mitad de la flota es del 2005 en adelante y a unas diez les quedan entre dos y tres años de vida útil, que es de veinte años.

“Más del 50% podríamos cumplir, pero ¿cómo vamos a implementar un cambio costoso cuando le quedan dos o tres años de vida útil? Va a salir más caro pedir los centavos”, cuestionó Carlos Peralta, gerente de compañía de transporte.

En ese caso, tanto él como los dirigentes de las cooperativas Maranata, La Garzota, Nuevo Ecuador, Perla del Pacífico, entre otras, coincidieron en que se den menos exigencias por los pocos años que les restan.

De los 50 vehículos de la cooperativa La Garzota, 10 están acordes con los lineamientos; pero no 21 unidades de la Perla del Pacífico; mientras que de los 48 de Nuevo Ecuador, 35 están aptos, según los gerentes.

La mayoría de estas cooperativas pidieron más plazo, algunos proponen cobrar primero los cinco centavos y en seis meses terminar las mejoras, ya que objetan la inversión y la falta de talleres especializados.

En Guayaquil se hacen 1’600.000 viajes a diario en el transporte público, según una consultora de la ATM que realiza un estudio de reorganización del transporte. El 70% de la población usa este servicio.

Y la gente piensa que hay un porcentaje de buses en mal estado, con asientos dañados, con las puertas secundarias que no se usan, que no cuentan con agarraderas, entre otras falencias, que se pueden observar en las calles de la ciudad, como en la avenida Delta, en la avenida Casuarina, y otras.

Otra de las disposiciones es la suscripción de un contrato de adhesión en que los propietarios de buses acepten el reordenamiento para mejorar la calidad del servicio y el tránsito, acogiéndose a un sistema de caja común, control de flota (GPS), así como el respeto de paraderos.

En esto están de acuerdo los dirigentes. Reconocieron que los cambios les ayudarán a dar un mejor servicio, pero así como a ellos les exigen, afirmaron, la ATM debe agilitar la colocación de los paraderos y los trámites de habilitación de cambio de líneas, entre otros.

A esto, Andrés Roche, gerente de la ATM, señaló: “Los trámites demoran porque el desorden documental y de permisos no sustentados que ha coexistido entre Comisión de Tránsito y los transportistas, que estamos depurando junto con los mismos transportistas que tienen acceso a un sistema en el que interactúan”.

En cuanto al sistema de GPS, hay cooperativas que lo tienen implementado y en la Gran Colombia ya funciona un sistema de caja común. (I)

Requerimientos
Certificado de la revisión técnica vehicular 2015-2016, según sea el caso.

Mínimo dos puertas y sus sistemas de bloqueo para que solo se abran cuando el vehículo esté detenido.

Estado en óptimas condiciones y el ancho del corredor de mínimo 60 centímetros.

La altura del primer escalón es de mínimo 45 centímetros.

La carrocería y pintura en óptimas condiciones.

Distancia entre los asientos debe ser mínimo 68 centímetros y tener el 12% de los asientos para personas con discapacidad y grupos vulnerables.

Buen estado de las veinte agarraderas colgantes, dos asideros horizontales.

Dos escotillas de emergencia en el techo de la unidad.

Tres ventanas de salida de emergencia (dos en el lado izquierdo y una en el derecho).

Se prohíbe tener vidrios negros, cortinas, sirenas o bolas de fuego, luces estrambóticas o intermitentes, calcomanías o cualquier tipo de adhesivo y publicidad exterior.

Exigen estar al día con la legalización, lo ejecutamos, pero nos encontramos con el problema del trámite, se demoran… Ellos necesitan tiempo y también nosotros”.
Pablo Ramírez,
Gerente de la cooperativa Maranata

Los cinco centavos se debieron subir hace diez años. El costo de operación aumentó, los repuestos e insumos están 300% más y el pasaje se ha congelado”.
Milton García,
Gerente de la cooperativa La Garzota

Fuente: EL UNIVERSO

Visitas de hoy: 0
Total de visitas: 402