El canciller ruso asegura que Washington no quiere “un consenso nacional” en Venezuela, sino que busca tener “un protegido suyo en el poder”.

EE.UU. no quiere “un consenso nacional en Venezuela”, sino que busca tener “un protegido suyo en el poder que haga todo lo que le digan, principalmente respecto al petróleo”, ha afirmado el canciller ruso, Serguéi Lavrov, en una entrevista con Moskovski Komsomólets.

El ministro de Exteriores expresó que Moscú “no acepta” los métodos con los que Washington está tratando de “mejorar la vida del pueblo venezolano”, que calificó de “arrogantes”.

Lavrov también tachó de “groseras” las declaraciones de Washington acerca de que los países ubicados fuera del hemisferio occidental no deberían tener ningún interés allí. “¿Y qué está haciendo EE.UU.?”, se preguntó el canciller, recordando que Washington tiene bases militares por “todo el mundo” y que cada una de ellas representa “riesgos bastante graves”.

Según el jefe de la diplomacia rusa, las acciones de EE.UU. en relación a la nación caribeña “sacuden los cimientos del derecho internacional”, dando lugar a una situación “que no promueve el desarrollo y la previsibilidad, sino que contribuye a la permisividad”, generando “tentaciones” para que el propio Washington o, probablemente otros actores, “realicen experimentos similares en países de cualquier otra parte del mundo”.

Al mismo tiempo, Lavrov se muestra seguro de que “si hay un intento de invasión militar, la gran mayoría de los países latinoamericanos se opondrán y rechazarán de inmediato esta línea”.

“Venezuela, a fin de cuentas, debe elegir sus propios caminos de desarrollo“, recalcó el ministRO

Fuente:actualidad.rt.com