El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, está convencido de que el embargo sobre Cuba terminara antes de finalizar su mandato y ha asegurado que Washington y La Habana están trabajando para fortalecer los lazos bilaterales pese a las diferencias existentes.


“Una política de aislamiento diseñada durante la Guerra Fría ya no funciona en el siglo XXI (…) No debemos tener miedo al cambio, debemos abrazarlo (…) Mucha gente de ambas partes (involucradas) en el debate ha preguntado: ¿por qué ahora? La respuesta es simple: Estados Unidos no trabajaba (en eso), debemos tener la valentía de enfrentar la realidad”, ha indicado Obama en un discurso pronunciado este martes en el Gran Teatro de La Habana (capital de Cuba).

 

Fuente: Hispantv