La espera de la familia Ibarra terminó ayer a las 14:45. Ricardo, de 53 años, fue hallado sin vida entre el hierro retorcido y las toneladas de escombros. “¡Esto es fatal! No hay palabra para describir el dolor. En un segundo te cambia la vida trágicamente”, relató sumergida en el dolor Carmen Ibarra.

Su tío ahora es parte de los 153 muertos encontrados en la ‘zona cero’, epicentro del terremoto de 7,8 grados que devastó el 80% de la infraestructura de Pedernales.“El 30% de la zona afectada está explorada por los 28 frentes de rescate. El 70% lo culminaremos hasta el viernes”, reveló el ministro del Interior, José Serrano, desde el centro de mando y acopio de Pedernales.  Destacó el rescate de entre los escombros de un adulto mayor de 85 años, quien fue llevado hasta una casa de Salud de Santo Domingo de los Tsáchilas.

Para la búsqueda de cuerpos se utiliza un escáner que permite detectarlos entre los escombros. El olfato de los canes y las experiencia de rescatistas chilenos, colombianos y ecuatorianos humanizan el trabajo que empieza al amanecer y culmina con el ocaso por la falta de energía eléctrica.

La respuesta de voluntarios y socorristas hace por momentos redundante el intento de ayuda, por lo que el Ministro dispuso suspender la llegada de más rescatistas. También se restringirá el acceso vehicular hasta el poblado por la congestión y los derrumbes focalizados que están siendo liberados con maquinaria pesada.

Fuente: Diario La Hora.

 

Visitas de hoy: 0
Total de visitas: 11247