Esmeraldas tiene cuatro asambleístas: Lenín Plaza Castillo (Alianza PAIS), Carmen Rivadeneira Bustos (Alianza PAIS), Rina Campaín Brambilla (CREO) y Boris Estupiñán Ortiz (PSC). Del grupo, Plaza está en la lista de nombres de legisladores del Ecuador que habrían tramitado cargos públicos.

La nómina fue expuesta por el periodista Fernando Villavicencio. En una de las hojas asegura que el legislador esmeraldeño habría solicitado el cargo para la Agencia Nacional de Tránsito (ANT) de Quinindé, que el resultado se cumplió, pero “por tema de título está de técnico”.

Igual solicitudes habrían ocurrido en la Cárcel de Mujeres, Corporación Nacional de Electricidad (CNEL), Secretaría Nacional de Gestión de la Política (SNGP) en las direcciones distrital de Educación de Eloy Alfar y San Lorenzo; todos con cumplimiento lo que no se revela es quiénes aceptaban los supuestos pedidos y a cambio de qué.

Así piensan los legisladores

La Hora contactó a los cuatro legisladores. Lenín Plaza Castillo a través de su responsable de Comunicación dijo: “las noticias falsas buscan hacer daño a quienes trabajamos por Esmeraldas, deberían probar eso, porque nunca he pedido nada… sé que nadie de los que salen en esa lista están en esos puestos y mi labor seguirá siendo en defensa de los esmeraldeños y seguir sacando leyes para el país”.

Carmen Rivadeneira Bustos de su misma bancada, afirma que la lista es ‘vieja’, pero no los hechos. “Eso se debe a la división, puesto a que en nuestra bancada de la Revolución Ciudadana nunca pudimos estar de acuerdo con el cambio de programa que habíamos hecho promoción y por el cual se había elegido tanto al Presidente como a nosotros los asambleístas”.

Asegura que ella no ha tramitado cargos porque el tráfico de influencia es causal de destitución. Y se muestra convencida que si alguien logra colocar cargos, es porque alguien se lo permitía.

‘Que se encargue la justicia’

Mientras que Rina Campaín Brambilla aclara que “la justicia debe ser la encargada de investigar, analizar la veracidad de la información difundida y tomar las acciones pertinentes si existen delitos cometidos”.

El legislador Boris Estupiñán Ortiz también piensa que es algo que tendría que demostrase. “No se puede utilizar el nombre de un asambleísta y el nombre de la Asamblea para crear más inestabilidad en el País y seguir desprestigiando la labor de la Asamblea Nacional, en lo particular puedo dormir tranquilo, caminar y recorrer mi provincia y el país con la paz, serenidad y humildad”, explica tras asegurar “desconozco si ha habido tal repartición de puestos”. (MGQ)

Fuente: lahora.com.ec