Un mundo rocoso de más de 1700 grados Celsius, denominado TOI-561b, se observó con el telescopio Keck, en Hawái, según informan astrónomos y científicos.

“El [ex]planeta es aproximadamente un 50 por ciento más grande que la Tierra, pero requiere menos de medio día para orbitar su estrella. […] Su temperatura promedio es de más de 3,140 grados Fahrenheit [1,726 grados Celsius], por lo que se descarta que albergue vida”, señaló un comunicado publicado por la Universidad de California, Riverside (UCR).

El astrofísico y miembro del equipo de investigación Stephen Kane explicó que, “por cada día que estás en la Tierra, este planeta orbita su estrella dos veces”.

De acuerdo con los datos recabados, la existencia de esta súper tierra muestra que el Universo ha estado “formando planetas rocosos” casi desde sus inicios, hace 14 000 millones de años.

La investigación fue presentada en la reunión del 11 de enero de la Sociedad Astronómica estadounidense y aparecerá en la revista The Astronomical Journal en febrero de 2021.

Conforme al comunicado, la densidad de TOI-561b es la misma que la de la Tierra, un descubrimiento que sorprendió a los investigadores. “Cuanto más antiguo sea el planeta menos denso es porque no había tantos elementos pesados disponibles cuando se formó”, agregó el estudio.

NASA afirma: Hay menos galaxias en el universo de lo que se pensaba | HISPANTV

Todos los días, decenas de astrónomos buscan el cielo nocturno para encontrar otros planetas fuera de nuestro Sistema Solar. Así, por ejemplo, la Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio de EE.UU. (NASA, por sus siglas en inglés) ha descubierto más de 4500 exoplanetas en total, aproximadamente 50 de los cuales se cree que son potencialmente habitables.

Fuente: hispantv.com