El sistema educativo en las zonas afectadas por el terremoto del 16 de abril entró ayer en la recta final de su total restablecimiento, dentro de un conjunto de acciones que supondrá una inversión de cerca de 313 millones de dólares, según dijo el presidente, Rafael Correa.

El Mandatario inauguró una unidad educativa provisional en la localidad de Jama, en la provincia de Manabí, la más afectada por el terremoto que causó la muerte de 668 personas y miles de damnificados.
El establecimiento educativo forma parte de un grupo de 26 centros -24 en Manabí y dos en Esmeraldas- de los que ayer fueron entregados 17, mientras que el resto se entregarán en los próximos días, dijo Correa.
El Presidente indicó que, además de la construcción de las 26 escuelas, el programa de recuperación educativa que se lleva a cabo en las zonas afectadas comprende la reconstrucción de escuelas con afectación media por el sismo -ya que las que fueron gravemente afectadas serán demolidas- y la construcción de nuevos centros.
Por su parte, el ministro de Educación, Augusto Espinosa, explicó que la construcción de estas unidades educativas cumple el objetivo de «entregar educación formal en aquellas ciudades que lo perdieron todo», además de tener una infraestructura resistente y de mejor calidad que las que se tenía antes y quedaron en nada tras el movimiento telúrico.
Según el Ministerio de Educación, 53.780 estudiantes están retomando las actividades educativas después del terremoto, de los cuales 43.392 de ellos lo hacen en las aulas prefabricadas que instala el Gobierno.
El pasado 9 de mayo, a tres semanas del terremoto, se inauguró el año lectivo del ciclo Costa en el 75,5 por ciento de las escuelas.
Ayer el Jefe de Estado destacó que la educación es la “principal arma” para superar la pobreza, la economía extractivista y alcanzar “la verdadera libertad”.
Correa lanzó un mensaje de ánimo al país al asegurar que pese a las pérdidas humanas ocasionadas por el terremoto, en el plano material el país se recuperará. “Incluso quedaremos mejor que antes”, señaló.
Los centros educativos provisionales tienen capacidad para 2.280 estudiantes y disponen de 30 aulas, laboratorios de informática, química y física, cancha de uso múltiple y oficinas.

Visita de Comisionado de la ONU

El Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados, ACNUR, Filippo Grandi, visitó ayer la zonas devastadas por el terremoto, en el marco de su primera gira por América Latina.
Tras la «muy buena» respuesta del Gobierno ante el terremoto, «vamos progresivamente a retirarnos de lo que ha sido la ayuda y volver a nuestro mandato original, que es el apoyo a los refugiados», dijo desde Portoviejo, durante una visita a un albergue de desplazados por el sismo.
«Vamos a seguir apoyando en lo que nos necesiten y no estamos pensando en irnos inmediatamente», agregó.
Grandi, que llegó a Ecuador desde Colombia -donde inició el pasado miércoles su primera gira por América Latina-, comenzó ayer su jornada acompañando al presidente Rafael Correa en la inauguración la nueva escuela.

Fuente: EL TIEMPO

Visitas de hoy: 0
Total de visitas: 10932