La ciudad de Esmeraldas inició el día sin paralización del transporte. Sin embargo, por precaución, alrededor de las 10:00, los directivos del transporte urbano retiran sus unidades de circulación, dejando la urbe sin movilización.

Además, los taxistas, están convocando a una marcha pacífica y luego una concentración en la plaza cívica en el centro de la ciudad.

Mientras que el puente sobre río Blanco en el cantón Quininde, que conecta a la provincia de Esmeraldas con el resto del país está bloqueado.

Las actividades en las instituciones públicas son normales, pero las calles se muestran desoladas como un ambiente de fin de semana.

La Policía Nacional mantiene el resguardo y hasta esta hora no se reportan novedades. El mercado mundicipal labora con normalidad, al igual que el puerto pesquero. En las gasolineras la venta de combustible es poco, pues,  gran parte de dueños de vehículos se abastecieron la noche de ayer.

Postura inicial

Esta mañana el transporte urbano se desarrolla con normalidad, los buses de la cooperativa Las Palmas y la compañía Alonso de Illescas que ofrecen el servicio hasta esta hora realizan los recorridos normales, pese a que los usuarios son pocos, debido a la suspensión de las clases .

Los taxistas, camioneteros y taxis ilegales también circulan con normalidad, sobre las calles que aún lucen con pocas personas en las calles de la urbe esmeraldeña.

En las gasolinera el panorama es normal, en comparación  a la noche de ayer que desde las 19:00 estuvieron abarrotadas por cientos de vehículos que en largas filas esperaron por más de dos horas esperaron para abastecerse, pues, a las 00:00 ya entró en vigencia el nuevo precio de los combustibles establecido por el Gobierno.

Hasta el momento el único hecho fuera de lo normal fue la quema de llantas por parte de taxistas en el sector a Santas Vainas, pero no pasó a mayores consecuencias.

En la Terminal Terrestre de Esmeraldas, solo algunas oficinas permanecían abiertas en espera de los viajeros o trabajadores, quienes comercializaban pasajes con destino a Guayaquil, Quitumbe, Carcelén y otros, no obstante sus unidades eran limitadas. Según versiones de los cajeros, desde anoche tenían orden de cerrar las ventanillas, pero funcionarios de la Agencia Nacional de Tránsito intervinieron para que ello no ocurra.

Fuente: lahora.com.ec

Visitas de hoy: 0
Total de visitas: 10927