Las autoridades sanitarias de Irak anuncian que el número de las víctimas mortales de los dos ataques suicidas en Bagdad, la capital, ha llegado a 32.

El ministro de Salud del país árabe, Hasan al-Tamimi, ha comunicado también que la cifra de los heridos ha aumentado a 110. Anteriormente, se había informado de 28 muertos y 73 lesionados. Entretanto, algunos medios reportan 40 muertos.

Según el Ministerio del Interior iraquí, los indicios señalan que los incidentes ocurridos en el centro de Bagdad fueron atentados suicidas. En el primer ataque, el terrorista, que llevaba consigo un cinturón con explosivos, fingió estar enfermo y se hizo estallar, cuando la gente se reunió a su alrededor.

El segundo, ha agregado la mencionada Cartera, detonó su chaleco explosivo, poco después de que la gente se reuniera para trasladar a los heridos del primer ataque.

Fuente: hispantv.com